Marruecos

Marruecos: el boicot anónimo ciudadano pone en jaque a las empresas Afriquia y Centrale Danone

Buen ejemplo que igual deberíamos seguir otros: El boicot ciudadano a tres marcas líderes se impone en Marruecos La campaña anónima contra el alza de precios logra implantarse a pesar del rechazo del Gobierno y las rebajas de las empresas afectadas El 20 de abril comenzó a difundirse en las redes sociales un llamamiento al boicot durante un mes contra tres marcas líderes en el mercado marroquí: la leche Centrale (perteneciente al grupo Danone, con una participación del 5% del consorcio industrial del rey Mohamed VI), el agua Sidi Ali, del grupo de la familia de Miriem Bensalah-Chaqroun, presidenta saliente la patronal marroquí, CGEM, y la cadena de estaciones de servicio Afriquia, perteneciente al ministro de Agricultura y Pesca, Aziz Ajanuch, amigo íntimo del rey, tercera fortuna del país y líder del Reagrupamiento Nacional de Independientes, formación clave en la coalición de cinco partidos que forma el Gobierno.

Debido al boicot, el pasado lunes,  el valor de las acciones de Afriquia y Centrale Danone cerraron en bolsa con un descenso del 5,97 % y del 5,69%, respectivamente. En Marruecos no hay nada parecido a una asociación de consumidores estructurada. Sin embargo, la campaña anónima ha obligado a numerosos políticos a pronunciarse, a pesar de que la mayoría de medios apenas informaron sobre el fenómeno y apenas han hecho seguimiento de la noticia.

Estas tres marcas son anunciantes muy importantes en la prensa. Los impulsores de este boicot, han apuntado muy bien hacia tres empresas que dominan claramente sus sectores. Es una crítica hacia los abusos en el mercado cuando se disfruta de una situación de oligopolio. La campaña echó a andar con el nombre en árabe de la etiqueta “Déjala que se agríe”.

Este martes, en el supermercado Marjane (perteneciente al consorcio de Mohamed VI) de Rabat, situado en el trayecto hacia el aeropuerto, las estanterías estaban repletas con la marca de leche Centrale y el agua Sidi Ali, ambas boicoteadas y con promoción de precios. Señal de que las empresas afectadas reconocen con la rebaja el miedo al boicot.

La costumbre tan arraigada en Marruecos de servir junto al café una botellita de agua se ha visto alterada. Muchos clientes reclaman que no les pongan Sidi Ali. En cuanto a las estaciones de servicio Afriquia, es difícil realizar un seguimiento por los más de 500 establecimientos repartidos a lo largo y ancho del país. Un directivo de Danone tachó de “traidores” a la patria a quienes apoyen el boicot. Por su parte, el ministro de Economía, Mohamed Boussaid, perteneciente al RNI, llamó “enajenados” a los impulsores del boicot.

Durante una semana de boicot el grupo de la cadena de estaciones de servicio Afriquia ha perdido el 31% de sus ingresos. La información no ha sido desmentida ni confirmada por la compañía… Y a dos semanas del inicio de ramadán, fecha en la que se dispara el consumo.

Fuente

Tags : Marruecos, boycott, danone, sidi ali, afriquia, Marjane, Aziz Ajanuch